Pintura para bebés

Hoy os vamos a explicar nuestra técnica para personalizar las paredes de casa.

A todas las mamás nos encanta cada cosita nueva que hacen nuestros pequeños. Y no digamos si es una manualidad y podemos tenerla de recuerdo. Nosotros lo acogemos todo con tal ilusión, que cualquiera que no nos entienda pensaría que estamos hablando de obras de arte del más famoso pintor.

A Nora le está empezando a gustar mucho pintar, pintar por todos los lados. En su cuarto de juegos, una de las paredes es de pizarra. Allí se desenvuelve como un pez en el agua. Le encanta ver cómo, a través de la tiza, sus movimientos se plasman en la pared. Entonces se nos ocurrió la idea de que ella misma diseñara el nuevo cuadro que íbamos a colgar en casa.

Nos pusimos manos a la obra y os vamos a contar cómo lo hicimos.

Materiales:

Pintura de dedos de colores apta para niños.

Lienzo en blanco.

Ropa vieja (que no importe manchar).

Platos de plástico.

Opcional: Cartón o sábana vieja.

Si sois de los que lleváis un poco mal las manchas y el guarreo, os aconsejo un cartón, sabana vieja, o algo que pueda cubrir el suelo. Nosotros lo hicimos en el patio. Así que cuando se terminó la actividad, dimos un manguerazo y desapareció la pintura.

En cada plato de plástico, vertimos un poco poco de pintura de cada color.
Pusimos el lienzo en el suelo y dejamos que su imaginación volara.

Al principio, metía la mano en la pintura con curiosidad. Es una textura tan blandita que a cualquiera nos gustaría. Poco a poco con su dedito fue pintando sobre el lienzo.

Primero con el rojo, después con el amarillo, verde, azul. Y lo que empezó con un dedito continuó con dos, tres, cuatro, una mano, las dos e incluso los pies. Nosotros también quisimos plasmar nuestras manos.
Pusimos el lienzo en el suelo y dejamos que su imaginación volara.

Dió la casualidad de que los abuelos estaban en casa y pudieron poner también su granito de arena.

Agota tanto pintar que hubo que parar a reponer fuerzas.

Una vez que se termina el cuadro, solo falta dejarlo secar y colgarlo para poder verlo todos los días y que nos recuerde este día tan bonito. Nosotros escribimos la fecha del día que lo realizamos.

Esperamos que os haya gustado y que os animéis a crear recuerdos para vuestras paredes. Si lo hacéis, nos encantará verlo.

Venta privada “Green Cornerss”

El fin de semana pasado asistimos a la venta privada que celebró Green Cornerss en Madrid y nos apetece mucho contaros todo. El evento se convocó a través de sus redes sociales y tuvimos la suerte de ser uno de los que obtuvimos entradas.

La verdad es que no nos pudo hacer más ilusión, íbamos a conocer las prendas de Green Cornerss en primera persona y, además, de la mano de la persona que mejor lo conoce, su creadora, Estefi.

La Casa de Fieras

El lugar elegido para este evento fue La Casa de Fieras y la verdad es que no podría haber sido más acertada la elección. La casa de fieras es un proyecto muy amplio. Tienen su propia escuelita para “fieras” de 15 meses a 3,5 años. Hacen eventos y actividades tanto para padres como para peques. Lo que más nos impresionó es su gran zona de juegos. “Queremos que nuestras fieras anden libres. Que sean felices, veloces, perezosos y juguetones. Que sepan estar solos y en manada” Es una de sus frases definitorias y estamos de acuerdo con ellos al 100%. Os dejamos unas fotos para que veáis como disfrutó Nora con todos los amigos y amigas que allí estaban. Os dejo su página web. ¡No dejéis de pasaros por ella porque os encantará!

Green Cornerss

Casi todos ya conoceréis la marca Green Cornerss porque la emprendedora que está detrás es Estefi, de la familia Verdeliss. Como muchos de vosotros, habíamos seguido todo su proceso de fabricación y habíamos visto su página por internet. Por eso pensamos que ha sido todo un honor para nosotros asistir a esta venta privada. Pudimos sentir en primera persona todo lo que desprende esta marca. Nos sentimos muy identificados con la filosofía que sigue. La comodidad es uno de sus puntos fuertes, algo tan necesario para nosotros. Siempre que hemos comprado ropa nos hemos fijado en que fuera cómodo de poner y quitar en los distintos cambios diarios. Y los diseños que ha conseguido Green Cornerss no pueden estar más acertados en este sentido. Otro de sus puntos fuertes son sus tejidos, tan suaves y con esos colores tan bonitos. Las prendas se adaptan perfectamente al bebé y a todas sus etapas. Como la marca diseña de 0 a 2 años, es importante que sea cómoda en todos sus momentos evolutivos, es decir, desde que no se mueve hasta que no para.

Los principios en los que se basan sus prendas son una combinación de algodón 100 %, moda práctica, cuidado del medio ambiente y creación y confección local.

El Evento

En el email en el que recibimos la invitación del evento nos indicaba que nuestro horario era de 13 a 14h. Estábamos tan emocionados que llegamos un poco antes. Desde el primer momento nos recibieron genial en La casa de fieras. Sus baños totalmente adaptados a los pequeños nos enamoraron. Nora comenzó a jugar en su zona de juegos y nosotros pudimos conocer todas las cositas de Green Cornerss. He de reconocer que estaba especialmente nerviosa por conocer a Estefi. He seguido sus videos de Youtube desde que me quedé embarazada y he seguido todos sus pasos. Me encanta su pensamiento sobre la maternidad y su forma de criar y educar a sus seis hijos. Nos atendió con los brazos abiertos. Es una persona tan cercana, durante todo el evento con una sonrisa atendiendo a todo el mundo. Pude explicarle todo lo que sus vídeos me había ayudado durante mi lactancia. Me sentí como si hablase con una amiga de toda la vida.

Además, como teníamos el cuento de “Verdeliss, un mundo de emociones” le preguntamos si no le importaría dedicárnoslo y accedió encantada.

Por último, no nos pudimos contener, y compramos uno de los productos estrella de Green Cornerss, un pelele de verano de color amarillo. También cogimos una camiseta para mí con el logo de Green Cornerss.

En conclusión, nos encantó Green Cornerss y estamos seguros de que nos haremos con más de sus productos. Y nos encantó la familia Verdeliss. Nora se quedé prendada con Aimar, ya sabéis que a esta pequeña le cuesta un poco relacionarse con personas que no conoce. Pues lo suyo con Aimar fue amor a primera vista. Le cogía de la mano, le daba besos, incluso se fue con él… Y qué decir del resto de los pequeños, que son tan geniales como se ve en sus videos. Nora jugó con todos!

Esperamos que os haya gustado la ropita de Green Cornerss y que, si tenéis la oportunidad de ir a una venta privada, no lo dejéis pasar.

Lista de preparativos cuando va a llegar un bebé

Y llega ese momento en el que nos enteramos que vamos a ser papás y es tan bonito lo que nos está pasando que nos morimos de ganas de compartirlo con el mundo entero. El primer trimestre se hace lento, ya os hablamos del nuestro. Cuando ya va pasando y somos conscientes de que un bebé va a llegar a nuestra vida, nos empezamos a plantear qué cosas necesitamos. Y son muchas las dudas que nos surgen. Por eso, hoy os queremos contar las cosas que nosotros vimos necesarias y las que creíamos que iban a ser necesarias, pero no las utilizamos.

Os vamos a dividir la lista por ámbitos:

En casa

  • Cuna o cuco. Nosotros preparamos el cuco que yo usé cuando era pequeña para los primeros meses. Y para después, mis padres nos regalaron una cuna preciosa. Compramos uno de los mejores colchones, nos hicimos con todas las sábanas y mantitas. Nos prestaron saquitos para la cuna. La abuela hasta nos hizo unos protectores de los barrotes muy chulos, que no se han estrenado. Y la realidad es que, desde la primera semana, descubrimos que se despertaba mucho menos si dormía cerca de nosotros y, también, nosotros nos espabilábamos mucho menos para las tomas ¡Era sacar la teta y listo!
  • Arrullo. Es una mantita fina para taparla cuando la cogíamos. Y la verdad es que lo usamos muchísimo. Era hacerla una bolita en la mantita y se dormía enseguida.
  • Cambiador: Un mueble para poner al bebé y facilitar los cambios acolchado con funda. El nuestro es de ikea, aquí os hablamos de él y de todos sus usos. Lo usamos muchísimo. Es más, ¡lo seguimos usando!
  • Porta Pañales: Lo tenemos dentro del cambiador y lo hemos usado desde el primer día hasta ahora. También son de Ikea. Son unas cajas de tela que cuando dejemos de meter pañales en ellas, meteremos otras cosas.
  • Canasto para ropa sucia. Creo que es algo necesario desde que nace el bebé.
  • Cubo para basura. Es muy práctico tenerlo cerca de donde se harán los cambios de pañales.

Ropa para el bebé

fb_img_15306966184148791113556014162229.jpg

  • Bodys interiores. Se usarán, como mínimo, uno a diario. Por eso en conveniente tener de 6 a 8. Para que de tiempo de hacer la colada.
  • Pijama. Si el ambiente de casa es normal no es necesario que sean muy gordos. Para nosotros los mejores son los de algodón y que se abrochan por detrás. Así en los cambios no es necesario desabrocharlo casi entero.
  • Algunos conjuntos de calle. A nosotros nos ganó la sencillez y comodidad de poner y quitar. Aunque los trajes con lazos, encajes y gorritos quedan muy bonitos, no nos parecían prácticos.
  • Gorritos. Nosotros los usamos la primera semana, pero solo cuando salíamos de casa. Dentro de casa hacía el suficiente calorcito. Hay que decir que Nora nació en diciembre.
  • Calcetines, manoplas y baberos. Nosotros de éstas tres cosas no usamos ni las manoplas ni los baberos. Nora se alimentó de lactancia materna y nunca vomitó, así que no necesitamos los baberos. En cuanto a las manoplas, no nos gustaron y no compramos ninguna. Su finalidad es que los peques no se arañen, pero también es una forma de poner una barrera a los estímulos que le llegan a través del tacto.

Higiene para el bebe

  • Bañera. A nosotros nos regalaron un adaptador para recién nacido, pero no lo utilizamos. Nuestra bañera es sencilla, sin formas que recojan al bebé, para nosotros fue lo más cómodo. Eso sí, muy recomendable que sea alta.
  • Esponja natural. Dos, una para la hora del baño y otra para los cambios de pañal.
  • Dos toallas con capucha. A nosotros nos regalaron varias y la abuela nos hizo alguna también.
  • Crema hidratante para el cuerpo.
  • Crema para las irritaciones del pañal.
  • Gel de baño, colonia. Nosotros intentábamos no usarla mucho, su olor a bebé de por sí ya es tan genial.
  • Pañales. Un paquete de pañales T-0 (de 2 a 5 Kg, primeras 2-3 semanas). Un paquete de pañales T-1 (de 3 a 6 Kg, primeros meses)
  • Toallitas húmedas para el culete. Cuando estábamos en casa intentábamos limpiar con agua y esponja. NOs van geniales unas de carrefour, de marca blanca, que no se secan nunca.
  • Unas tijeritas de punta redonda para cortar las uñas. En la primera semana usamos una lima. Hay unos kits donde viene todo.
  • Un cepillo de cerdas muy suaves para peinarles. Nora nació con mucho pelito.
  • Termómetro para el baño. (35-37º para darle el baño, esa es la temperatura corporal, por ello debe coincidir más o menos)
  • Sacamocos. En esta entrada os hablamos del que usamos nosotros.
  • Jabón especial sin químicos para lavar la ropa del bebé a mano y máquina.
  • Gasas estériles y alcohol 70º. Para curar el cordón. Lo mejor es que esté, cuanto más tiempo pueda, al aire para que seque y cure mejor.
  • Un termómetro para medir la temperatura corporal. Nosotros en un primer momento tuvimos varios, pero aquí os explicamos el que nos ha resultado útil de verdad.

Alimentación

fb_img_15306944240922635975364738695800.jpg

Os aclaro que nosotros decidimos que su alimentación fuera lactancia materna, así que no podemos explicar nada sobre lactancia artificial porque no tenemos ni idea.

  • Dos chupetes. Nosotros tuvimos de suavinex de la talla -2-0. A Nora no le gustaron mucho los chupetes, los cogió, pero poco tiempo.
  • Alguna cadenita para el chupete.
  • Sacaleches.
  • Contenedores para almacenar la leche materna.
  • Bolsas aptas para congelar la leche materna.
  • Discos protectores para el pecho. Sinceramente, no son estrictamente necesarios, de hecho, lo mejor es que el pecho esté al aire sin sujetador, al menos en casa. Para cuando salimos fuera, pueden venir bien, pero yo no los usé mucho.

Fuera de casa

  • Carrito: Es una decisión muy personal cuál elegir, dependiendo de cada persona y sus propias necesidades. Hay muchos carros con diferentes opciones y seguro que alguna a la que adaptarse. Algunos tienen las siguientes opciones incluidas, otros hay que comprarlo a parte.
    • Sombrilla para el sol.
    • Plástico para lluvia
    • Saco para cuco y para silla.
    • Mochila o Bolso.
    • Cambiador para el bolso
  • Asiento para el coche desde recién nacido. Nos decantamos por la silla Kipplan Kiss 2, que alcanza desde los 0 hasta los 18 kilos.
  • Mochila de porteo ergonómica. Somos unos amantes del porteo. Hemos escrito en varias entradas sobre ello. Os dejo por aquí sus beneficios y nuestra mochila.

Para divertirse

fb_img_15307012542162020320458579548919.jpg

  • Juguetes de diferentes materiales con diferentes actividades.
  • CD de música para bebés
  • Gimnasio o mantita de actividades.
  • Cuentos, está muy bien tener alguno de plástico para el baño y alguno de tela.
  • Pelotas blanditas, al ser posible de tela y si llevan sonajero dentro, mejor
  • Muñecos para el baño.

Cositas Extra

  • Intercomunicadores. Nosotros tenemos unos de ikea. Los compramos cuando estaba embrazada sin saber muy bien si los íbamos a necesitar o no. Como ya os hemos dicho, nosotros practicamos colecho y desde siempre Nora ha dormido con nosotros entonces por la noche no lo usamos. Los solemos usar cuando ella se echa la siesta.
  • Hamaquita. Nos prestaron una hamaquita con balanceo y unos juguetitos. Las primeras semanas no la quería ni ver, pero es verdad que a partir de los 3 meses le encantaba. Podía estar sentada y ver el mundo exterior.
  • Cuna de viaje. A nosotros nos la regalaron nuestros amigos y no hemos tenido oportunidad de usarla.

Creo que no nos hemos dejado nada en el tintero… Como siempre decimos, cada bebé es un mundo y puede que cosas que nosotros no hemos usado para vosotros sean muy necesarias, pero os contamos nuestra experiencia y esperamos que os sirva de ayuda.

A nosotros nos hubiese encantado que alguien nos dijese todas estas cosas y no haber estado tan perdidos en esos días de papás superprimerizos.